Pau Gasol Valls

Descripción

En el 2007, la Cruz Roja de Burundi creó grupos de apoyo descentralizados llamados «Unités Collinaires». Cada «Unités Collinaires» está formada por voluntarios que se han unido gradualmente para apoyar a las personas vulnerables de su comunidad. Cada voluntario aporta de 2 a 4 horas de su tiempo a la semana. Hoy en día, la Cruz Roja de Burundi cuenta con 2920 «Unités Collinaires» en todas las colinas del país y una amplia red de más de 600.000 voluntarios.

Contexto

Con la finalidad de mantener el compromiso de 600.000 voluntarios distribuidos en 2920 «Unités Collinaires» por 119 Secretarios de Comunidad, la Cruz Roja de Burundi ha desarrollado Centros de Rendimiento y Apoyo al Voluntariado (CEPV).  Los CEPV están diseñados como agrupaciones de voluntarios dedicados a desarrollar la capacidad técnica de otros voluntarios. De esta manera, los voluntarios pueden ser útiles para sí mismos y para la comunidad.

Detalles técnicos y operativos

Si consideramos las Unités Collinaires como la base y el punto de entrada operativo de la Cruz Roja de Burundi, la supervisión y la animación de más de 600.000 voluntarios es un gran desafío. Los CEPV responden a la necesidad de atender a todos los voluntarios en sus respectivas comunidades, profesionalizarlos, promover que desempeñen eficazmente su misión humanitaria y ayudarles a satisfacer sus necesidades cotidianas en sus hogares. 

Tomando en cuenta las necesidades de las comunidades y los múltiples servicios que los voluntarios deben proporcionar, fue conveniente proponer perfiles que respondan a las demandas de una verdadera resiliencia comunitaria. 

El equipo de los distintos facilitadores de los CEPV deberá contar con las siguientes competencias: 

  1. Experiencia o conocimientos básicos sobre el Movimiento de la CRMLR, en la difusión y promoción del voluntariado 
  2. Experiencia o conocimientos en gestión de emergencias 
  3. Tener experiencia o conocimientos en temas de higiene y salud 
  4. Tener experiencia o conocimientos en cuanto a la salud comunitaria 
  5. Experiencia o conocimientos en cuanto alternativas para desarrollo económico/alternativas a las actividades remuneradas (experiencia en identificación, desarrollo y gestión de actividades remuneradas) 
  6. Experiencia o conocimientos en la promoción de Hogares Modelo 
  7. Tener experiencia o conocimientos en cohesión social 
  8. Tener experiencia o conocimientos en Evaluación de Vulnerabilidad y Capacidad 
  9. Experiencia o conocimientos en primeros auxilios

Despliegue e impacto

Estos CEPV operan en algunos lugares y la Cruz Roja de Burundi pretende extenderlos a todas partes con la finalidad de mejorar el apoyo a los voluntarios. Cada CEPV federa entre 4 y 5 Unités Collinaires. Hoy en día, la Cruz Roja de Burundi cuenta con 623 CEPV repartidos en sus 18 sucursales. Hasta ahora, las actividades principales llevadas a cabo en los CEPV son: la implementación de Iniciativas Generadoras de Ingresos (IGR), el desarrollo de las capacidades (particularmente las responsabilidades de los supervisores de los CEPV), etc.

La Cruz Roja de Burundi pretende continuar la implementación de estos CEPV a través de todas las sucursales. La actividad principal a promover será el fortalecimiento de las capacidades de los miembros en cuanto a oficios útiles para el desarrollo comunitario (como la formación de albañiles, carpintería, cestería, ganadería, etc.). De igual manera, el otro tema a explotar estará relacionado con la cohesión social, la cultura de la paz y la convivencia pacífica.